Goma2 S.L.

T: 93 217 73 51   
Ríos Rosas 41, 08006 Barcelona

Te toca ITV pronto?

Para muchos conductores, el momento de pasar la ITV supone un pequeño trauma, sobre todo por el desconocimiento que se tiene sobre el funcionamiento de esta revisión. Te ayudamos a conocer en qué consiste la ITV y qué hacer para superarla con éxito.

e. espinós / a. martínez

QUÉ TE REVISARÁN EN LA ITV

Los inspectores de todas las ITV siguen un manual estándar -denominado Manual de Procedimiento de Inspección de las estaciones ITV; si tienes curiosidad puedes descargarlo en esta web– que detalla los puntos a revisar, el método a seguir y la calificación de los defectos. Durante la inspección se revisan hasta diez apartados de cada automóvil: los datos identificativos del vehículo –donde comprueban la matrícula, el número de bastidor…–, el exterior –retrovisores, lunas, matrícula…–, el interior –puertas, ventanillas, cinturones…–, alumbrado, frenos, emisiones contaminantes, dirección, neumáticos y suspensión, motor y transmisión –ruido, fugas…– y otros –donde verifican, por ejemplo, si has realizado en el coche alguna reforma€ y no la has homologado–. Tras analizar el coche, el inspector emitirá un informe en el que detallará los fallos que ha encontrado en tu vehículo clasificándolos en leves, graves o muy graves. Si tu coche tiene únicamente fallos leves, pasarás la inspección y podrás circular, pero si encuentran fallos graves o muy graves, deberás arreglarlos en un plazo máximo de dos meses y volver a pasar la ITV; normalmente en la misma estación.

¿De qué se compone la tarifa de ITV que pagamos?

Al abonar la tarifa para pasar la inspección de nuestro vehículo, en realidad estamos pagando por cuatro conceptos distintos. El primero es la tarifa fija, que cada año establecen las distintas Administraciones autonómicas excepto en Madrid. En esa tarifa pública ya está incluido el segundo concepto: el pago del canon o de la tasa que, según el régimen de gestión por el que funcione la ITV en cada CC.AA, abonan las empresas concesionarias a esa comunidad.  El tercer concepto a tener en cuenta en el precio final de la ITV es el IVA, que es del 21%; y ha de aplicarse a la tarifa fija. Por último, a la tarifa fija con el IVA incluido ha de sumarse el cuarto concepto: una tasa de Tráfico, que para 2014 se ha fijado en 3,8€ por inspección y que va a parar a directamente las arcas de la DGT –en 2012, le supuso unos ingresos de  más de 60 millones de euros–.

Y en qué orden

“Las estaciones no han de seguir un orden de revisión determinado”, señala Luis Rivas, secretario general de la Asociación Española de Entidades Colaboradoras de la Administración en la Inspección Técnica de Vehículos -AECA-ITV-, “pero, generalmente, lo primero que te solicitarán es la documentación –deberás llevar la ficha técnica y el permiso de circulación– para, y ya al entrar en la ´línea´, inspeccionar todo lo relacionado con luces y acondicionamiento exterior e interior para, luego, monitorizar las emisiones contaminantes de tu coche y revisar la capacidad de frenada del mismo. La última parte de la inspección tiene lugar en el foso, en el que comprueban el estado de la suspensión, si tu coche tiene holguras o pérdidas de líquidos€”. Una vez haya terminado todo el proceso, el inspector te facilitará el resultado del informe. Ojo, desde hace seis años, te realizarán una foto en la que debe aparecer obligatoriamente la matrícula de tu coche. Luis Rivas indica que“se trata de un requisito legal que atestigua que el vehículo ha pasado la inspección”. El momento en el que te toman la foto puede variar en función de cada estación, pero “lo más probable es que lo hagan o bien al inicio de la línea o bien antes de que el vehículo acceda a la zona del foso”, indica un inspector de estación.

Si es tu primera ITV…

Si has de pasar tu primera ITV, esto es lo que te encontrarás:

  • Al llegar, ¡pagas! Te encontrarás una caseta donde un administrativo te solicitará la documentación y te hará pasar a la línea. Una vez estés allí:
  • Fase 1, nervios. Un auxiliar o un inspector comprobará las luces y el acondicionamiento exterior e interior -el funcionamiento del limpiaparabrisas, estado del cinturón€- de tu vehículo.
  • Fase 2, humo y frenos. Un inspector colocará tu vehículo sobre unos rodillos para realizar la prueba de emisiones -tendrá que acelerarlo- y, más tarde, comprobará la potencia de frenado.
  • Fase 3, preocupación. Pasarás a la zona del foso, desde donde un inspector revisará la parte baja de tu vehículo, poniendo especial atención a si existen pérdidas de líquidos, holguras en la dirección, al estado de la suspensión…
  • Fase 4, suspense. El inspector te facilitará el informe y te enviará a una oficina donde, tras unos minutos de suspense, el ingeniero te entregará el certificado de la inspección: si esta es favorable te dará la pegatina pero, si resulta desfavorable o negativa, te indicará qué hacer -ver ¿Qué pasa si mi coche no supera la ITV?-.

10 CONSEJOS QUE TE AYUDARÁN A PASAR LA ITV

  1. Lleva toda la documentación: Para poder superar la ITV deberás presentar la Tarjeta de Inspección Técnica del Vehículo y el Permiso de Circulación. Además, la estación debería comprobar que tu coche tiene seguro en vigor. En principio, lo hará conectándose a la base de datos de la DGT€ aunque es recomendable que lleves el recibo del banco para evitar problemas -por ej., si el sistema falla-.
  2. Solicita cita previa: Puedes hacerlo a través de la web de cualquier estación de servicio o por teléfono. De este modo, evitarás esperar colas –ten en cuenta que en revisar cada vehículo se invierte, de media, 20 minutos–.
  3. Ojo a los chinazos en el parabrisas: Si están en el campo de visión del conductor y se han extendido –formando una grieta en el cristal–, los inspectores podrían llegar a anotarlo como defecto grave, por lo que te ´tirarían´ la ITV.
  4. Y al alumbrado: Es, con diferencia, el apartado en el que se producen más fallos, tanto leves graves. De hecho, suele ser habitual que un coche en perfecto estado mecánico no supere la ITV por sufrir defectos graves en los dispositivos de iluminación.
  5. Atención a los paragolpes: Comprueba que los paragolpes están bien sujetos y no presentan bordes cortantes: en caso contrario, el resultado de la inspección será desfavorable.
  6. Acude con el coche limpio: Por fuera y por dentro, ya que si tu vehículo parece cuidado predispondrá positivamente al inspector a la hora de calificar sus fallos.
  7. Comprueba que las matrículas están bien sujetas, no tienen números borrosos y no están dobladas: si el inspector considera que impiden la identificación del vehículo o que presentan bordes cortantes, no superarás la inspección.
  8. Atento a los retrovisores: No pasarás la ITV si no están bien sujetos o están rotos, puesto que se consideran un elemento fundamental para la seguridad.
  9. Los limpias son clave: Lo ideal es acudir a la ITV con los limpiaparabrisas en buen estado y líquido en el depósito. En caso contrario, se considerará falta grave y el resultado de la inspección será desfavorable.
  10. Presta especial atención a las ruedas: Su medida debe coincidir con la que aparece como homologada en la ficha técnica, su banda de rodadura debe tener una profundidad de más de 1,6 mm y no presentar cortes o deformaciones -por ejemplo, un ‘huevo’ en un flanco-.

¿Dónde es más fácil -o difícil- superar la ITV?

Ni AECA-ITV, ni el Ministerio de Industria disponen de datos unificados sobre los índices de rechazo de las ITV en cada comunidad autónoma –sí disponen de ellos las Delegaciones de Industria de cada CC.AA., pero no los hacen públicos–. Sin embargo, tal y como apunta Luis Rivas, secretario general de AECA-ITV, “los sistemas de concesión liberalizados de las ITV implican siempre un mayor riesgo de que se relajen los niveles de exigencia de la inspección”. Esto es, que debido al aumento de la competencia y en CC.AA. como Cataluña, Madrid, La Rioja y Castilla La Mancha, podría ser más fácil superar la inspección. De hecho, y tal y como nos indican fuentes del sector, “en Castilla La Mancha y Madrid los índices de rechazo ya están empezando a descender”. Aún así, atendiendo a datos históricos, las comunidades autónomas del norte de España como Asturias o Galicia son las que presentan el índice de rechazo más elevado; mientras que en Navarra, La Rioja o la Comunidad Valenciana resulta más sencillo superar la Inspección Técnica. Por otro lado, comunidades comoExtremadura o Castilla y León mantienen un índice de rechazo que coincide con la media nacional: el 20%.

¿Es obligatorio llevar  la pegatina de la ITV pegada
en el parabrisas?

Sí, según indica la Ley, en los vehículos con parabrisas, la pegatina debe llevarse “en el ángulo superior derecho del mismo”. Y es que la pegatina es, a efectos legales, el distintivo V-19… y no llevar visible un distintivo es una infracción leve, que se sanciona con hasta 100e. Lo ´bueno´ es que la DGT está sancionando esta infracción con 80€.
Pero, ¿qué ocurre en el caso de las motos? La norma indica que, en los vehículos sin parabrisas, se debe llevar el distintivo “en lugar bien visible”. Así, en Cataluña te facilitan una pegatina para que la coloques en la horquilla de tu moto. Y si tu moto lleva pantalla, deberías colocarla en el ángulo superior derecho de la misma; si no la lleva, preocúpate simplemente de incluirla junto a la documentación, ya que la Guardia Civil puede exigirte que se la muestres.

El galimatías de la ITV en España

¿Sabías que en nuestro país coexisten tres sistemas de gestión para las estaciones de ITV?

  • 1.- Las estaciones de nueve CC.AA. –como Castilla León, País Vasco, Murcia…– y, en las Islas Baleares, las situadas en Mallorca y Menorca, funcionan en régimen de concesión administrativa, o lo que es lo mismo, que en un momento dado cada CC.AA. decidió establecer en su territorio un número concreto de estaciones de ITV, con una localización determinada y una tarifa fija -que establece año a año- y las repartió entre varias empresas.
  • 2.- En Andalucía, Asturias e Ibiza, el servicio de ITV está directamente gestionado por su Administración y cualquier estación de su territorio pertenece al gobierno autonómico. Extremadura, hasta finales del pasado año, únicamente contaba con ITV públicas, pero ahora ya dispone de dos estaciones en manos privadas -las de Olivenza y Almendralejo- y, además, tiene previsto abrir ocho más.
  • 3.- Existen otras cuatro comunidades -Madrid, Cataluña, La Rioja y Castilla La Mancha- que funcionan bajo el régimen de autorización administrativa. Esto es, en un momento dado, el gobierno autonómico decidió que cualquier empresa que cumpliera las condiciones indicadas por él -extensión de la estación, un número de trabajadores€-, podría abrir y gestionar una ITV. El problema es que, en estas CC.AA., se están abriendo demasiadas estaciones -el caso más llamativo es el de la Comunidad de Madrid donde, en los últimos años, se ha pasado de 17 estaciones… ¡a 54!-, lo que juega en contra de la rentabilidad de las mismas ya que la demanda de inspecciones se mantiene más o menos invariable -en Madrid, supone aproximadamente. 1,5 millones de de vehículos cada año-.

 

Post navigation